Clan del Golfo no ha medido las consecuencias del Plan Pistola contra policías

Dos hipótesis podrían ser las que se aproximan a las justificaciones de los ataques, una sería que estarían pretendiendo ganar espacio en las negociaciones de paz en Colombia, matar policías los podría mostrar como una organización político-militar y entrar a la negociación política, según ellos. Creo que están ante un error garrafal al que no se le han medido las consecuencias.

Carteles mexicanos tras el control del negocio mafioso en Colombia

Por ejemplo, la presencia de estas organizaciones del crimen transnacional en Tumaco, Buenaventura, Putumayo, Cauca, Chocó, Santander, Valle del Cauca, Antioquia y Cartagena mostraría que los criminales mexicanos no vinieron de paseo o a esconderse, sino a hacer negocios. Sus clientes o nuevos trabajadores necesitan musculo financiero más fuerte para seguir trabajando.

¿Es Carlos Chata el enemigo público número uno de Medellín?

Cómo se podrá explicar que desde 2013 la ONG Corpades y Análisis Urbano hayan anunciado la existencia del Pacto del Fusil en el Valle de Aburrá y que sus jefes militares eran Carlos Chata por la Oficina del Valle de Aburrá y Gabriel Paraco por las AGC, y que en 2015 el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos hayan planteado la existencia de un acuerdo criminal…