El líder comunal Luis Alfredo Contreras, a quien le decían Paramillo, fue salvajemente asesinado en el municipio de Sardinata, Norte de Santander, región del Catatumbo, este jueves 17 de enero en horas de la noche.

Contreras lideraba en el corregimiento las Mercedes proyectos de erradicación y sustitución de cultivos de coca por cacao. Fue presidente de la Junta de Acción Comunal de Las Mercedes y en su finca tenía un sembrado de cacao. Además, se ganaba la vida haciendo trasteos en su camioneta.

En esa camioneta se movilizaba cuando fue abordado por hombres que lo detuvieron cuando viajaba en compañía de su compañera sentimental. A ella la dejaron ir, mientras que a él se lo llevaron para asesinarlo. Lo torturaron, le dispararon con arma de fuego y luego le rociaron ácido en el rostro.

La camioneta fue hallada en el sector la Esperanza y el mercado que en ella llevaba para sus cuatro hijos fue hurtado. En el territorio delinquen reductos del EPL (Pelusos), disidencias de las Farc y la guerrilla del Eln.