La Organización Indígena de Antioquia, apoya y acompaña decididamente la “Minga por la defensa de la vida, el territorio, la democracia, la justicia y la paz» que se realiza desde el pasado 9 de marzo de este año en el territorio ancestral Sat Tama Kiwe del resguardo Las Mercedes, Caldono, Cauca.

Así lo dieron a conocer a través de un comunicado que fue difundido en su portal web. “Como pueblos indígenas a través de mingas pasadas hemos pactado con el Gobierno Nacional, cientos de acuerdos que buscan garantizar la vida, el territorio, y el respeto de los derechos humanos de las comunidades indígenas, mismos que han carecido de voluntad política para su cumplimiento y aplicación, y que en esta gran concentración, donde se espera participemos más de 20.000 mil indígenas de los departamentos del Cauca, Valle del Cauca, Huila, Caldas y Antioquia, esperamos se logren poner en marcha”, indicaron.

Agregan en el escrito que “como pueblos indígenas nos sumamos a la exigencia clara de la Minga, la presencia urgente del Presidente de la República, Iván Duque Márquez, como responsable del país y único funcionario con las facultades legales para la toma de decisiones en la negociación, y así dar cumplimiento de los acuerdos negociados. Insistimos en nombre de las comunidades indígenas de Antioquia, que su presencia debe darse de manera inmediata”.

Asimismo, señalan que “los asesinatos selectivos, las amenazas, la persecución a los líderes indígenas y las confrontaciones armadas en los territorios indígenas de Antioquia, nos motivan como pueblos indígenas a sumarnos a esta gran movilización, pues no podemos seguir sometidos al flagelo de la guerra, máxime cuando hemos sido las victimas históricas de la misma y continuamos siéndolo y los más convencidos en creer y apoyar una paz negociada entre los actores armados”.

El Consejo de Gobierno Mayor de la Organización Indígena de Antioquia, está convencido, dice, que la vulneración de los derechos fundamentales y colectivos de los pueblos Embera Eyábida, Embera Chamí, Embera Dóbida, Guna Dule y Senú debe detenerse cuanto antes, “pues estamos en inminente riesgo y peligro de exterminio físico y cultural y conscientes de que será necesario el conjunto de esfuerzos institucionales e internacionales para salvaguardar la vida y dignidad de las comunidades indígenas”.

Aseguran que desde que nacieron como Organización Indígena de Antioquia, hace más de 36 años, han expresado a viva voz “Cuenten Con Nosotros Para la Paz, Nunca Para la Guerra”. Hoy, a pesar de seguir siendo afectados y víctimas en sus territorios ancestrales, confirman con convencimiento, “que así es y será”.

La OIA puntualiza que son muchas las razones que los motivan como pueblos indígenas de Antioquia, “a sumarnos a la gran movilización e invitamos también a los demás pueblos indígenas del país y los sectores sociales a participar de este acto político de exigencia y de reivindicación de derechos y finalmente invitamos a su vez al Gobierno nacional, para que acate los llamados que se le han hecho a su gobierno y sus políticas desde la oposición”.