Asegurado alias el Mocho, presunto líder de La Terraza, que delinque en Medellín

Foto Policía Nacional
Compartir:

Por solicitud de la Fiscalía, el Juzgado 4 Penal Municipal Ambulante de Antioquia, con funciones de control de garantías, impuso medida de aseguramiento en centro carcelario en contra de Norbey Andrés Palacio Fernández, alias Mocho o Mocho Vives, de 35 años de edad, como presunto cabecilla del Grupo Delincuencial Organizado (GDO) La Terraza.

Según la investigación, esta estructura delincuencial tiene injerencia en los sectores de Santa Inés, Las Granjas, La Salle, San José de la Cima, Santa Cruz, San Pablo, Villa Guadalupe y Moscú de los barrios Manrique, Aranjuez y Campo Valdés, pertenecientes a las comunas uno, dos, tres y cuatro de Medellín, y se dedica a los homicidios selectivos, tráfico de estupefacientes, desplazamientos forzados y extorsiones.

Un fiscal de la Dirección Especializada contra Organizaciones Criminales evidenció que alias Mocho pertenecería a la Terraza desde el año 2008, y habría tomado el mando con la captura de alias Pichi Gordo en el año 2013. El procesado sería el encargado de recibir los dineros recogidos de las rentas criminales producto de la venta de estupefacientes y los cobros extorsivos.

Según las investigaciones, alias Mocho ingresó a la Terraza a los 16 años de edad, realizando toda clase de hurtos. Posteriormente, pasó a ser coordinador de actividades relacionadas con el tráfico de estupefacientes, encargado de recaudar las rentas producto de este delito, hasta lograr tener sus propias plazas de comercialización y distribución en el barrio El Pomar del nororiente de Medellín. Cuenta con 20 años de trayectoria criminal dentro del grupo delincuencial organizado la Terraza de Medellín.

Alias Mocho Vives, producto de las rentas ilegales, habría adquirido locales comerciales como licoreras, discotecas y viviendas. Actualmente, a través de las extorsiones a comerciantes en el centro de Medellín, presuntamente obtenía ingresos ilegales mensuales de unos 500 millones de pesos.

Este hombre fue capturado tras 9 meses de investigación criminal en un apartamento del barrio Las Palmas de la ciudad por el delito de concierto para delinquir agravado, tras orden expedida por el Juzgado Segundo Penal Municipal con función de control de garantías ambulante de Antioquia.

Su nombre figuraba en el cartel de los más buscados, lanzado el pasado 13 de octubre, como parte de los cabecillas y dinamizadores del crimen organizado. Por información que condujera a su paradero se ofrecían hasta 50 millones de pesos de recompensa.

Palacio Fernández no aceptó los cargos imputados por el delito de concierto para delinquir agravado, en calidad de cabecilla.

En lo corrido del año han sido capturadas por orden judicial en el Valle de Aburrá por el delito de concierto para delinquir un total de 179 personas, 137 de ellas en Medellín.

Compartir:
Total
1
Shares