¿Caerá alias Otoniel?

Dairo Antonio Úsuga David, alias Otoniel, foto de El Tiempo.
Compartir:

El círculo cercano del considerado máximo jefe de las AGC está cayendo. Nelson Darío Hurtado Simanca, alias Marihuano el segundo al mando está muerto, su hermana Nini Jhoana fue capturada y el primo Harlinson Úsuga Úsuga fue extraditado.

19 marzo de 2021.- Este año parece que las cosas estuvieran saliéndole mal a las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC) o Clan del Golfo como erróneamente las denomina el gobierno colombiano, esa mala racha involucra obviamente a su máximo jefe Dairo Antonio Úsuga David, alias Otoniel.

Por ejemplo, el 7 de febrero la Policía en una operación conjunta con el Ejército, abatió a Nelson Darío Hurtado Simanca, alias «Marihuano», quien aseguran que actuaba como número dos de la principal banda criminal paramilitar del país, el Clan del Golfo.

El anuncio lo hizo el presidente de Colombia,

«El día de hoy hemos dado el golpe más duro a la estructura del Clan del Golfo que haya recibido (…) ha sido dado de baja Nelson Hurtado, alias ‘Marihuano’», anunció este domingo el presidente de Colombia, Iván Duque, acompañado del ministro de Defensa, Diego Molano, los mandos de las Fuerzas Armadas y de la Policía.

Contexto

El número 2 de las AGC muere en una operación policial

El portal Infobae habla de una carta de Dairo Antonio Úsuga David que publicó el Canal Caracol  y que está fechada el 17 de febrero y escrita de su puño y letra, donde se reflejaría la inseguridad que vive, al parecer por el asedio de la Operación Agamenón II,  “Ya no se confía en nadie y las cosas cada día se ponen más difíciles, mejor dicho, jodidos. Los últimos operativos nos jodieron, ya no hay antiguos y por la caída de ‘R20’ y ‘el Viejo Pueblo’ no hay a quién escoger”, se lee en el papel que, según conoció el noticiero del Canal Caracol, estaría dirigido a alias ‘Chiquito Malo’, quien, como recordó ese medio nacional, asume como segundo al mando de esta organización criminal.

Lo que vive el núcleo fuerte de las AGC y Otoniel se reflejaría en el audio obtenido en primicia por la emisora Blu Radio, donde Otoniel plantea, “Organizando cositas también por aquí, volteando mucho, yo sí mantengo ‘tropeleando’ mucho, ahorita casi diario en el monte monte, no en maricadas”, asegura.

Hace pocos días fue capturado quien sería el cerebro de las comunicaciones de alias Otoniel, Alfredo Salas, alias Deinner, según la institucionalidad esto significaría que le están pisando los talones al objetivo número uno de la Operación Agamenón II.

El 17 de marzo nuevamente el presidente Iván Duque Márquez anunciaba el certero golpe dado a las AGC, “Felicitamos a

@PoliciaColombia, Interpol y @FiscaliaCol por la captura, en Sabaneta, Antioquia, de la encargada de las finanzas del narcotráfico del ‘Clan del Golfo’, Nini Jhoana Úsuga, alias ‘La Negra’, hermana del criminal alias ‘Otoniel’, y quien tenía Circular Roja.”

Nini Jhoana Úsuga, Foto cortesía.

El tiempo informa que Alias ‘la Negra’ ya había sido capturada por primera vez en el año 2013, “Un despacho de Medellín demostró su participación en la administración de las finanzas del grupo de narcotráfico. En el momento de la captura al interior de su casa encontraron la contabilidad del clan y seis mil millones de pesos en efectivo.”

Sin embargo, en el mes de diciembre del año 2020, había quedado en libertad por una decisión del juzgado 29 de Ejecución de penas de Bogotá que aduce que ya había cumplido la condena.

Hoy 19 de marzo fue extraditado a los Estados Unidos Harlinson Úsuga Úsuga, alias “Orejas”, primo de alias Otoniel, había sido capturado en febrero del año 2015, además otras diez personas presuntamente vinculadas a las AGC, también serán extraditadas.

¿Será la hora final de las AGC?

Cada vez que dan de baja o capturan a algún jefe de esta estructura paramafiosa se anuncia con bombos y platillos que ya estaría cerca su fin.

 Sin embargo, ni la muerte de Juan de Dios Úsuga, alias ‘Giovanni‘’ máximo jefe de las AGC, ni la de ‘El Negro Sarley´, alias ‘Inglaterra´, alias ‘Pueblito´, alias ‘Gavilán´, entre otros, significa el fin de esta organización criminal.

Incluso si fuera capturado, dado de baja o muriera por alguna enfermedad Dairo Antonio Úsuga David, alias ‘Otoniel´ tampoco sería el fin de las AGC, una estructura con el poder militar, logístico, económico y territorial con el que cuentan no es fácil de desmantelar, Colombia seguiría asistiendo a la rotación de nuevos jefes de los herederos del paramilitarismo.

Lo anterior demostraría que la única salida viable es la de construir un verdadero instrumento legal que lleve a las organizaciones armadas que no sean insurgentes al sometimiento a la justicia.

La Ley 1908 del 2018, impulsada por el gobierno del entonces presidente Juan Manuel Santos fue un fiasco total el cual todavía hoy impide la entrega de los Grupos Armados Organizados, GAO y Grupos Delincuenciales Organizados, GDO.

Es claro que en Colombia el intento del desmantelamiento por la vía tradicional policial, militar y judicial del crimen urbano y el crimen urbano-rural que en la actualidad construyen fuertes relaciones con el crimen trasnacional con rostro mexicano no será posible debido a la estrategia de seguridad errada que se mantiene desde hace décadas: Captura, decomiso y control a la criminalidad, pareciera ser un buen negocio mantener activa el crimen organizado.

Compartir:
Total
2
Shares
Previous Post

Austin se reúne con Modi en la India con la mirada puesta en el auge de China

Next Post

Río de Janeiro cierra sus playas el fin de semana para contener la covid

Related Posts
A %d blogueros les gusta esto: