Por Luis Fernando Quijano

Hace menos de diez horas el portal del periódico El Colombiano publicó el artículo En casa de Guatapé habrían desmembrado a dos jóvenes, escrito por la periodista Vanesa Restrepo, donde narra que la desaparición de los jóvenes William de Jesús Flórez Barrera y Sebastián Puerta Rendón, de 27 y 20 años de edad, respectivamente, quienes se encontraban desaparecidos en Guatapé, Antioquia, desde el 28 de abril, podría estar relacionada con el hallazgo de una finca ubicada en dicho municipio y sería el lugar donde se descuartizó a los jóvenes.

En el predio que al parecer era de la Oficina del Valle de Aburrá, el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), encontró armas, rastros de sangre, seguetas y machetes que habrían sido utilizados para el descuartizamiento, además se encontró recién pintada la vivienda y los pisos estaban impregnados de ACPM.

La operación desarrollada por el CTI dejó como saldo la captura de tres personas entre las cuales se encuentra un menor de edad.

Análisis Urbano recuerda que veinte minutos antes de llegar a Guatapé se encuentra el municipio de El Peñol, territorio en disputa por parte de una banda local que se enfrenta a dos líneas de la Oficina, una de ellas perteneciente a Carlos Chata, aliada de las AGC o Clan del Golfo. El artículo Oficina se enfrenta a banda local en El Peñol por el control del negocio de drogas, demuestra que es así.


Apunte Urbano

La práctica de torturar para luego desmembrar, asfixiar o matar con arma contundente, de fuego o arma blanca a las víctimas es empleada por la Oficina del Valle de Aburrá y las bandas que trabajan con ella en el Valle de Aburrá y municipios aledaños, queda por preguntar: ¿cuántas casas de tortura existen en Antioquia? Pareciera que no son pocas, lo de Guatapé evidencia una práctica que la Oficina se niega a abandonar a pesar de sus “deseos” por dialogar y negociar. ¿A que juega la Oficina?

Temas relacionados

Más allá de negar su existencia, ¿qué hacemos con las casas de tortura?

¿Existen casas de pique en Cali?

Chilly, prueba reina de la existencia de casas de pique y tortura en Colombia

No existen casas de tortura en Medellín. La realidad muestra otra cosa

Sí hay casas de tortura en Medellín

Casas de tortura en el corazón de Bogotá