Disidencias de Farc ocupan los cañones del Río San Andrés y la Santamaría en el Norte de Antioquia

Compartir:

En un comunicado, la Red de Organizaciones Sociales y Campesinas del Norte y el Bajo Cauca, Redosc, denuncia que desde el pasado 15 de junio las disidencias frente 36 de las Farc ocuparon la margen izquierda del cañón del Río San Andrés (límites entre los municipios de Yarumal, San Andrés de Cuerquia y Toledo), y la margen izquierda del cañón de la Santamaría (límites entre los municipios de Toledo, San Andrés y Sabanalarga) con la estructura armada denominada “comando especial antiparamilitar frente 36 Farc.

En su avance, advierte la Red, ejecutaron a tres campesinos acusados de auxiliar a grupos paramilitares o asociados a ellos.

Las víctimas fueron identificadas como Jaider Erney Villa Velez, asesinado el 16 de junio de 2020 en el corregimiento La Loma del municipio de Yarumal; y Edwin Felipe Posada Olarte, de 15 años de edad, ultimado en el corregimiento El Llano de Yarumal; y Nelson Cortés Valbuena, baleado en la vereda El Cántaro de Toledo, ambos atacados el día 19 de junio de 2020.

Durante los días 16 y 18 de junio, según Redosc, se registró presencia y amenazas de la misma estructura en la margen izquierda del cañón de la Santamaría en los límites del corregimiento el Oro del municipio de Sabanalarga.

Dice Redosc que con esta nueva realidad se agrava la situación de seguridad y derechos humanos en el Norte de Antioquia, “pues la ocupación militar de gran parte de los municipios que limitan con la frontera Norte del municipio de Ituango por las disidencias del frente 36, responden a la intención de frenar el avance de la llamada “operación mil” que desarrolla las Autodefensas Gaitanistas de Colombia, AGC o Clan del Golfo, en el Nudo del Paramillo, reforzando sus posiciones en los límites de los municipios de Briceño, Ituango, Toledo, San Andrés, Yarumal y Sabanalarga y fortaleciendo a las disidencias del frente 18 de manera directa con estas acciones.

Para Redosc, hay una inmensa preocupación en las comunidades y organizaciones sociales, porque al parecer entraría en disputa el corregimiento del Oro del municipio de Sabanalarga que conecta con el Rio Cauca en los límites de Ituango a la altura de la vereda Guacharaquero, que hoy hace parte de los enfrentamientos en la frontera Occidente del Nudo del Paramillo entre las AGC, las disidencias y las Fuerzas Militares.

Sumado a esto, están los graves hechos ocurridos en los últimos 15 días en las fronteras del Nudo del Paramillo que han puesto de manifiesto la escalada de la guerra en uno de los territorios más militarizados del país.

Este 25 de junio, en el Cañón del Inglés del municipio de Ituango, en la cabecera de la Vereda el Cedral y la vereda la Miranda, se presentaron combates desde las 6:30 a.m. hasta la 1:00 p.m. entre la Fuerza Pública y al parecer hombres de las AGC donde la Fuerza Aérea tuvo que intervenir.

El asesinato del líder comunal en la vereda Caracolí del municipio de Tarazá, los enfrentamientos entre el frente Virgilio Peralta Arenas y las AGC en el Corregimiento el Guaimaro y vereda Urales se dan en el marco del cerco militar de la frontera entre el corregimiento de Santa Rita de Ituango y el municipio de Taraza por dicho frente para impedir el avance de las AGC hacia al municipio de Ituango.

Hacemos un llamado a la Defensoría del Pueblo, a la oficina de la ONU DDHH, a la Iglesia, A las instituciones y organizaciones encargadas de velar por la protección de los Derechos Humanos a estar atentas, monitorear y acompañar a las comunidades que habitamos el Norte de Antioquia.

Compartir:
Total
1
Shares
Previous Post

Flex plasma en su música la incertidumbre del coronavirus con «No sé cuándo»

Next Post

Estaba extorsionando a los dueños de la empresa donde trabajó y lo capturaron

Related Posts
A %d blogueros les gusta esto: