El Ejército denuncia que disidencia de las FARC profanó cuerpos de soldados muertos

359
Fotografía cedida este domingo por las Fuerzas Militares de Colombia que muestra a integrantes del Ejército que prestan atención médica a un militar herido en combate luego de ser evacuado a la ciudad colombiana de Popayán (oeste). El Ejército de Colombia denunció a las disidencias de las FARC por "profanar" los cuerpos de los soldados muertos en los combates de los últimos días contra el grupo armado. EFE/ Fuerzas Militares de Colombia

Bogotá, 5 may- El Ejército de Colombia denunció este domingo que las disidencias de las FARC profanaron los cuerpos de tres soldados muertos en los combates de los últimos días en el departamento de Cauca (suroeste) contra ese grupo armado, que a su vez acusó a las Fuerzas Militares de dejar atrás a los fallecidos.

La institución castrense informó que ya recuperó los cuerpos de los soldados muertos en combates, pero denunció que «los integrantes de este grupo narcoterrorista, de manera cobarde, profanaron los cuerpos de los soldados, ultrajándolos e irrespetándolos».

«El responsable de esta acción demencial es alias ‘Dumar’ o ‘Chito’ (…) Este despiadado terrorista amedranta a la población de esta región, ordenando atentados y decapitaciones de integrantes de las Fuerzas Militares, tal como lo han manifestado en audios en poder de la inteligencia militar», señaló el Ejército en un comunicado.

Por su parte, las disidencias de las FARC acusaron al Ejército de «despreciar» a los soldados muertos y denunciaron que sus cuerpos permanecían en el área de combate. También alertaron a través sus canales de comunicación que «la cifra de muertos y heridos puede ser superior» a la conocida hasta el momento.

Los combates entre el Ejército y el grupo Carlos Patiño de las disidencias de las FARC comenzaron el jueves después de que los militares abatieran a tres guerrilleros y detuvieran a otros cinco en el municipio colombiano de Argelia (Cauca).

En esos combates murieron este fin de semana los soldados Jorge David Fuentes, Javier Sosa Ballesteros y Camilo Andrés Molina, mientras que otros tres resultaron heridos.

Uno de los heridos, el soldado Jairo Urrego David, murió el sábado en un hospital de la zona, elevando a cuatro el total de militares fallecidos en estos enfrentamientos.

El Ministerio de Defensa enfatizó que «no es cierto que los uniformados muertos hayan sido abandonados» y que después de que las condiciones meteorológicas mejoraron se pudo llevar a cabo la operación de evacuación de los tres fallecidos inicialmente.

EFE