El Supremo suspende el porte de armas en Brasilia por la investidura de Lula

Foto de archivo del magistrado Alexandre de Moraes. EFE/ Joédson Alves
Compartir:

Brasilia, 28 de diciembre de 2022.- Un juez de la Corte Suprema de Brasil suspendió este miércoles los permisos de porte de armas en Brasilia hasta el próximo 2 de enero, a fin de reforzar la seguridad para la investidura del presidente electo, Luiz Inácio Lula da Silva.

La decisión fue tomada por el magistrado Alexandre de Moraes y atendió una solicitud planteada por el equipo de Lula, después de que grupos de ultraderecha amenazaran con atentados o acciones violentas para intentar evitar que el presidente electo asuma el cargo, en una ceremonia que se celebrará el próximo domingo.

De Moraes justificó la decisión en diversos hechos ocurridos en las últimas dos semanas en Brasilia, atribuidos a grupos violentos que respaldan al presidente saliente, Jair Bolsonaro, quien aún no ha reconocido su derrota en las urnas en octubre pasado.

Hace dos semanas, tras la detención de un bolsonarista radical que había amenazado a Lula a través de las redes sociales, decenas de activistas de ultraderecha provocaron graves desórdenes en la zona central de Brasilia, donde atacaron una comisaría y quemaron una decena de vehículos.

El pasado fin de semana, la Policía desactivó una bomba que había sido instalada en un camión cisterna que se dirigía al aeropuerto.

El atentado frustrado fue atribuido a un hombre que fue detenido, se declaró seguidor de Bolsonaro y confesó que planeaba detonar el explosivo en el aeropuerto a fin de “sembrar el caos” y forzar a las Fuerzas Armadas a intervenir para impedir la investidura de Lula.

En todos esos casos, los responsables de la violencia formaban parte de grupos de ultraderecha que no reconocen el triunfo de Lula, están acampados frente el Cuartel General del Ejército en Brasilia y exigen un golpe militar para mantener a Bolsonaro en el poder.

Muchas de esas personas, según las autoridades, poseen portes de armas obtenidos gracias a políticas impulsadas por Bolsonaro, quien incentivó a sus seguidores a adquirir todo tipo de armamento con la idea de promover la “autodefensa” contra la delincuencia.

Sin embargo, Bolsonaro también dijo muchas veces que “un pueblo armado no será esclavizado” y podrá “reaccionar” frente a cualquier intento de “despojarlo de su libertad”.

EFE

Compartir:
Total
0
Shares