El candidato a la Alcaldía Jorge Iván Ospina se declaró en huelga de hambre con el fin de exigir garantías judiciales para su candidatura, luego de conocerse una citación de acusación ante un juzgado.

Ospina actualmente tiene un proceso pendiente en la Procuraduría por el delito de detrimento patrimonial: más de 30 mil millones en un negocio de tierras del municipio que terminaron en manos de un centro comercial.

Tiene además otros procesos vigentes en la Fiscalía por el delito de prevaricato, por más de 90 mil millones perdidos en los contratos para las obras de remodelación del estadio Pascual Guerrero.

El candidato Ospina hoy comparte el primer lugar en las encuestas de intención de voto en Cali y, si pierde el juicio y es elegido, la ciudad se quedaría sin alcalde y se enfrentaría a unas elecciones atípicas.

Noticia En Desarrollo…