Para el próximo 17 de enero, la Unión Nacional de Estudiantes de Educación Superior (Unees) está convocando a una nueva movilización en todo el país.

Los estudiantes explican que la principal razón que motiva la marcha son las «fuertes agresiones del Esmad» que se han presentado en las últimas protestas, especialmente en la del 13 de diciembre en donde un universitario de Popayán perdió un ojo.

«La primera marcha de 2019 será para abrir otra vez, ante la sociedad, la discusión del tema de la educación. La bandera primaria es el desmonte del Esmad, debido a las fuertes agresiones que hemos recibido por parte de esa institución», señaló Paulina Farfán, estudiante de Ciencia Política de la Universidad Nacional de Bogotá y vocera de la Unees.

Farfán explicó que también marcharán, porque «el acuerdo con el presidente Iván Duque sigue siendo insuficiente para las instituciones de educación superior públicas».

«El acuerdo no es suficiente en términos presupuestales e, incluso, en la mesa de negociación hace falta autonomía y democracia. De todas maneras hace falta socializar lo alcanzado con el Gobierno en cada asamblea estudiantil», dijo la vocera universitaria.

El acuerdo, recordemos, estableció que el Gobierno Nacional incrementará el presupuesto de las universidades públicas en más de 4,5 billones de pesos en los próximos cuatro años.

Los voceros estudiantiles han sostenido que el paro nacional, que se cumple desde el 11 de octubre de 2018, no se levantará hasta tanto cada una de las asambleas estudiantiles en las regiones tomen la decisión.

«Todavía no hemos decidió rutas de la movilización. Esperamos para el 25 de enero un consolidado de lo que decida cada institución y se defina el futuro del paro nacional», agregó Farfán.

Tomado de El Tiempo