Un taxista, identificado preliminarmente como Eider Garzón, de 36 años de edad, se debate entre la vida y la muerte en un centro médico de Medellín.

Según las autoridades, este conductor fue víctima de delincuentes que le dispararon en medio de un hurto cometido en horas de la mañana de este miércoles 9 de enero en el barrio Aures, de la comuna 7, Robledo.

Cuando la víctima conducía un taxi a la altura de la carrera 96 con calle 77, desconocidos lo abordaron y le dispararon en diferentes ocasiones. Con ayuda de la patrulla del cuadrante fue trasladado a un hospital.

Las autoridades investigan las circunstancias, móviles y responsables de este hecho criminal.