Luego de valorar todo el material probatorio presentado por la Fiscalía General de la Nación, el Juzgado 7 Penal del Circuito de Medellín, con funciones de conocimiento, sentenció a José Arvey Jaramillo Cardona, de 24 años de edad, a 32 años y 8 meses de prisión por los delitos de acceso carnal violento, constreñimiento para la prostitución y proxenetismo con menores de edad.

De acuerdo con la investigación adelantada por un fiscal del Centro de Atención Integral a Víctimas de Abuso Sexual (Caivas), los hechos ocurrieron en varios hoteles del centro de Medellín, entre los años 2015 y 2016, cuando el procesado obligó a su compañera sentimental, de 18 años de edad, a ejercer la prostitución para quedarse con el dinero.

Los investigadores establecieron que a mediados de 2015, una joven de 14 años y cuñada del agresor, también fue abusada por éste, luego de amenazarla con un arma de fuego en la cabeza. Según la familia de la menor, identificada con las iniciales YCC, ella fue secuestrada en un hotel cuando fue a visitar a su hermana y obligada a ejercer la prostitución durante 15 días, tiempo durante el cual también fue despojada del dinero que obtenía.

El fallador ordenó la captura de Jaramillo Cardona y ordenó que se investigue su presunta participación en el delito de secuestro extorsivo.