La Fiscalía y la acusación particular solicitan cinco años de cárcel para los futbolistas españoles Sergi Enrich y Antonio Luna por un delito contra la intimidad, por grabar y difundir en 2016 un video de una relación sexual mantenida por ambos con una joven, sin su consentimiento.

Los hechos se remontan a mayo de hace tres años cuando ambos deportistas pertenecían al equipo de primera división Eibar. Los dos jugadores aparecían en el video manteniendo relaciones sexuales con una chica. Según la investigación, Luna habría grabado las imágenes con el teléfono móvil de Enrich y ambos habrían actuado de mutuo acuerdo. Posteriormente le habrían hecho llegar las imágenes a otro futbolista, Eddy Silvestre, quien las difundió en Internet.

La grabación saltó a las redes sociales y se hizo viral. Se trata de una escena de 17 segundos que finaliza cuando la joven se da cuenta de que la están grabando y dice: «Para. Eso ya no».

El Código Penal prevé condenas de entre 2 y 5 años de cárcel para el delito contra la intimidad y las acusaciones abogan por aplicar la pena máxima puesto que se trata de la vida sexual de la víctima. Por su parte, Silvestre se enfrenta a una petición de dos años de prisión por parte de la Fiscalía, mientras que la acusación particular solicita tres.

Aunque la difusión de las imágenes y la inmediata denuncia de la joven ante la Policía causó un gran revuelo social, lo sucedido no afectó a la carrera de los tres deportistas implicados. Actualmente Sergi Enrich sigue jugando en el Eibar, Antonio Luna milita en el Rayo Vallecano y Eddy Silvestre es jugador del Albacete.

 

Tomado de RT Actualidad