Sarmiento Angulo descapitalizó en más de 92 mil millones de pesos a El Tiempo para crear la inmobiliaria El Dorado S.A.

Luis Carlos Sarmiento Angulo y su hijo Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez. Imagen de La Nueva prensa.

Por GONZALO GUILLÉN y JULIÁN F. MARTÍNEZ


El 16 julio de 2020, el Grupo Aval, del banquero Luis Carlos Sarmiento Angulo y su familia, descapitalizó en más de 92 mil millones de pesos a la Casa Editorial El Tiempo S.A. con el objeto de quitarle un bloque de su patrimonio con el que constituyó la Sociedad Inmuebles El Dorado S.A.

La descapitalización de Casa Editorial El Tiempo S.A. y la consiguiente creación de Inmuebles El Dorado S.A. está ilustrada en 268 folios de la correspondiente escritura pública del traspaso de los bienes. Es la 2066, del 16 de julio de 2020, sentada en la Notaria 73 de Bogotá.

Entre los bienes que le fueron quitados a Casa Editorial El Tiempo S.A. figuran el lote de terreno y el edificio de la Avenida El dorado en el que hoy funcionan el periódico El Tiempo y algunas de las empresas periodísticas que todavía posee, incluido un pequeño canal de televisión llamado City-TV.

Entre los artífices de la nueva empresa está también Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez.

Este movimiento empresarial pone todos los valiosos inmuebles de El Tiempo a salvo de la crisis económica y la decadencia general de los medios de comunicación tradicionales en Colombia.

El gerente de la nueva empresa es Mauricio Cárdenas Muller, también asesor de la presidencia de la Organización Luis Carlos Sarmiento Angulo y miembro de la junta directiva de El Tiempo. Hace parte de la junta directiva del grupo empresarial y de otras empresas de ese conglomerado: Seguros Alfa, Gas Natural, Porvenir y Colfuturo.

En el acta de registro de la escritura mencionada, se lee respecto de Casa Editorial El Tiempo:

“En virtud de la escisión de la sociedad de la referencia (escindente) transfiere en bloque parte de su patrimonio para la constitución de la sociedad Inmuebles El Dorado S.A. (escindida), disminución de capital suscrito y pagado. Aumenta capital autorizado, modifica valor nominal de las acciones”.

Escritura que da vida a la empresa Inmobiliaria El Dorado con los bienes de El Tiempo.
 

La firma Inmuebles El Dorado tiene como ocupación económica principal “Actividades inmobiliarias realizadas a cambio de una retribución o por contrata” y “Actividades inmobiliarias realizadas con bienes propios o arrendados”, como secundaria y se inscribió el 16 de julio del año pasado ante la Cámara de Comercio de Bogotá.

La sociedad se inscribió con un patrimonio neto de más de 92 mil millones de pesos ($ 92.393.275.000) y recibió los cuatro predios urbanos que le pertenecían a la Casa Editorial El Tiempo S.A., ubicados en la localidad bogotana de Fontibón. Son ellos el edificio situado en el sector de Salitre en la Avenida Eldorado con calle 68B, que se denomina como “Planta Avenida El Dorado” y el terreno del barrio Brisas Aldea, en la calle 22D con carrera 120 llamado “Club de Empleados”, con matriculas inmobiliarias 50C-243299 y 50C-497689, respectivamente.

Los otros dos inmuebles son el lote número 1 del Club de Empleados y la bodega de almacenamiento de papel.

La escritura 2066 dice en uno de sus apartes:

De acuerdo con el Proyecto de Escisión Parcial por Creación de Casa Editorial El Tiempo S.A. aprobado por Asamblea General de Accionistas, a partir de la fecha de este instrumento público, por parte del patrimonio de la mencionada sociedad resulta en la creación de una nueva sociedad denominada Inmuebles El Dorado S.A. cuyos estatutos forman parte integrante del presente instrumento público para efectos de su registro ante la Cámara de Comercio de Bogotá”.

Y añade:

“La transferencia de activos a Inmuebles El Dorado S.A. se realiza con sujeción a las reglas previstas en el artículo 319-4 del Estatuto Tributario, esto es con la misma naturaleza que dichos activos y pasivos tenían en la sociedad escindente, como unidad de negocio, al costo fiscal registrado en los libros de la Casa Editorial El Tiempo S.A. no experimentarán ingreso gravable que dicha transferencia constituye enajenación para efectos fiscales, y con el cumplimiento de las demás reglas del mismo artículo”.

Otros movimientos

El Tiempo, además, acaba de anunciar el retiro de su director, Roberto Pombo Holguín, entre cientos de renuncias y despidos que ha revelado durante el último año.

Versiones sin confirmar indican que entre los posibles sucesores de Pombo Holguín estarían Juan Lozano (actual director de RCN Televisión) y el controvertido ex fiscal general de la nación, Néstor Humberto Martínez Neira, quien, además, se acaba de incorporar como editorialista central de la edición del domingo.

Tomado de La Nueva Prensa

Total
4
Shares
Previous Post

La ONU logra menos de la mitad de los fondos que buscaba para Yemen

Next Post

La Corte Interamericana examina la independencia judicial en Paraguay

Related Posts