El soldado profesional Stiven Sánchez González, quien pertenecía al Ejército Nacional, utilizó su fusil de dotación para quitarse la vida el pasado 22 de septiembre.

El suceso tuvo lugar en la base militar Cerro Neiva, en la ciudad de Neiva, luego de que el mencionado soldado atendiera una llamada telefónica. Los hechos ya son materia de investigación para las autoridades.

Sánchez tenía 21 años, y llevaba cinco meses como soldado profesional en el Ejército.