Un caracolí de más de 50 años conservará su lugar en la avenida 34

Fonvalmed continúa trabajando por construir la Ecociudad, generando el ambiente propicio para la convivencia con las diferentes especies de fauna y conformando así espacios que influyan y aporten un valor intangible al medio ambiente.
Compartir:
  • La Secretaría de Medio Ambiente de Medellín determinó, vía decreto, que la especie cumple con los requerimientos para ser declarado árbol patrimonial.
  • La conservación del caracolí se une a la celebración del Mes del Patrimonio que destaca el proceso de cuidado que se adelanta con esta especie y otros ejemplares en El Poblado.

Medellín, septiembre 13 de 2021- En la actualidad, el Fondo de Valorización de Medellín – Fonvalmed – adelanta la construcción de dos obras en la comuna 14 – El Poblado (la ampliación de la avenida 34 en las lomas de Los Parra y Los Balsos), intervenciones que generarán 1.470 metros de vía, 10.738 metros cuadrados de espacio público mejorado y 10.525 metros cuadrados de zonas verdes, lo que favorece el paisajismo urbano de la ciudad.

En la intersección de la avenida 34 con la Loma de Los Balsos se encuentra un árbol de la especie caracolí, uno de los denominados árboles gigantes de América Tropical que alcanza los 40 metros de altura y tres metros de diámetro.

La Secretaría de Medio Ambiente determinó que el árbol cumplía con los requerimientos para ser nombrado como tal, debido a que es una especie de más de 50 años y representa un valor cultural para la zona. Por este motivo, Fonvalmed realizó la compra de un predio para preservar el lugar del caracolí y se corrigieron los diseños hacia el costado occidental, de modo que se pudiera contar con la preservación de la especie”, destacó el director de Fonvalmed, René Hoyos. 

Como parte del proceso de conservación y dentro del plan de compensación exigido por la autoridad ambiental, se determinó preservar la especie que gracias a su importancia y valor ambiental continuará brindando oxígeno y sombra, y contribuyendo con el paisajismo del sector. Cabe resaltar que este individuo es utilizado en los procesos de restauración, recuperación y rehabilitación de áreas priorizadas en todo el mundo.

El Proyecto de Valorización El Poblado por la vía de la compensación y conservación, genera nuevas zonas verdes arborizadas que entran a formar parte de la red de conectividad de áreas verdes del sector, dentro de los planes exigidos por la autoridad ambiental.

En esta intervención específica de la avenida 34 se realizarán, aproximadamente, 501 aprovechamientos forestales, 98 trasplantes, 86 individuos de conservación y cerca de 1.609 árboles como compensación arbórea entre árboles, arbustos y palmas.

La comunidad también hizo parte de este gran acontecimiento, pues cerca de 260 niños de instituciones educativas del sector, por medio de actividades lúdicas y de educación, crearon un cerco pintado por ellos mismos para brindarle protección y darle un nuevo aspecto a este ejemplar insignia de la zona. 

Esta preservación se une a la celebración del Mes del Patrimonio en la que se destaca el proceso de cuidado que se adelanta con esta especie y que ya hace parte del inventario de más de 600 árboles y palmas declarados patrimonio natural y cultural de la ciudad mediante el Decreto Municipal 0598 de 2019. 

El decreto

Para ser declarado patrimonio, este caracolí se destacó en las categorías de notables (ejemplares que poseen gran altura, diámetro y una floración llamativa que impacta el paisaje) y de interés público (la especie o localización cuenta con valores paisajísticos y estéticos de gran importancia para el sector).

“Este árbol realiza aportes ecosistémicos, principalmente desde el punto de vista de la captura de carbono por su tamaño y por el aporte que le hace a la regulación térmica del sector dada su forma y tamaño; además del valor que le imprime al paisaje en donde se encuentra, lo que representa un beneficio para la fauna de este lugar”, señala la ficha de valoración 101- 150 del Sistema de Árbol Urbano, en donde se detalla su valor patrimonial para la ciudad. 

Fonvalmed continúa trabajando por construir la Ecociudad, generando el ambiente propicio para la convivencia con las diferentes especies de fauna y conformando así espacios que influyan y aporten un valor intangible al medio ambiente.

Compartir:
Total
9
Shares
Previous Post

En Medellín se inicia la ejecución de proyectos propuestos por la Junta Defensora de Animales

Next Post

Gran jornada pedagógica en el inicio del proceso de priorización de presupuesto participativo

Related Posts
A %d blogueros les gusta esto: