A Gobierno Duque no le importa si hubo o no masacres en Arauca, porque no le importa Arauca

Imagen referenciada. Masacre en Arauca.
Compartir:

¿Cuántas masacres en realidad ocurrieron en Arauca?.

De los hechos mencionados se tiene certeza que en Saravena fueron asesinadas 17 personas, en Arauquita 4, en Tame 6 y en Fortul 10, además, por lo menos 929 personas fueron desplazadas forzosamente, hubo 10 amenazas tanto individuales como a grupos familiares, 2 personas secuestradas, 5 comunidades indígenas en confinamiento y en riesgo de desplazamiento. Se habla de un número indeterminado de desaparecidos.

Arauca, Colombia, 19 enero de 2022.- El país inició el 2022 conmocionado por la noticia de las matanzas en Arauca ocurridas entre el 2 y el 5 de enero, en cuatro de los 7 municipios de este departamento. La violencia se apoderó de Arauca, la violación de los derechos humanos es una constante y el miedo continúa en la región, pues persisten los homicidios selectivos.

EN CONTEXTO

Continúa la matanza: fuertes combates entre FARC y ELN en Arauca, Colombia

De los hechos mencionados se tiene certeza que en Saravena fueron asesinadas 17 personas, en Arauquita 4, en Tame 6 y en Fortul 10, además, por lo menos 929 personas fueron desplazadas forzosamente, hubo 10 amenazas tanto individuales como a grupos familiares, 2 personas secuestradas, 5 comunidades indígenas en confinamiento y en riesgo de desplazamiento. Se habla de un número indeterminado de desaparecidos.

¿Cuántas masacres ocurrieron en total y porque el Gobierno Duque y la Fuerza Pública siguen negando?

En esta investigación de Análisis Urbano hallamos una secuencia de violencia en la que logramos ver con claridad como ocurrieron mínimo 2 masacres.

LEER

Personero de Tame, Arauca confirma 24 muertos por choques entre ELN y FARC

El día 2 de enero en las primeras horas de la madrugada se registró el primer asesinato. Con armas de fuego fue ultimado Jefferson Euclides García de 27 años de edad, en la vereda La Playa, municipio de Saravena.

Una hora más tarde, tres personas de sexo masculino fueron asesinadas en Puerto Contreras (Masacre número 1), solo se ha logrado identificar a un ciudadano que corresponde al nombre de Hermes Silva. Ese mismo día, ya en horas de la tarde, también en Puerto Contreras, fue asesinado el señor Andrés Silva, padre de Hermes.

Horas más tarde fueron asesinados 3 hombres (sin identificar hasta el momento) en la vereda Puerto Rico, jurisdicción del municipio de Saravena (Segunda Masacre).

Por esos hechos, lo que se preguntan los colombianos actualmente es: ¿Cuántas masacres más ocurrieron? ¿Por qué el Gobierno Nacional sigue ocultando información?

Lo cierto es que los medios de comunicación difícilmente han tenido acceso a más información sobre lo que ocurre en Arauca y esto dificulta cuantificar el verdadero impacto. El número de masacres puede ser mayor.

Preliminarmente, la Fiscalía General de la Nación reportó que las personas asesinadas recibieron disparos a corta distancia, es decir fueron ejecutadas mientras estaban indefensas. El pronunciamiento de la Fiscalía descarta que hayan muerto en medio de combates o enfrentamientos.

Fiscal General de la Nación crea grupo de tareas especiales para investigar homicidios ocurridos en Arauca y zona de frontera con Venezuela

Los victimarios se presentaron como conocidos comandos armados, es decir en grupos numerosos, con un plan determinado para atentar contra algunas personas; llegan en la madrugada del 2 de enero e inician de manera selectiva homicidios contra personas que en ese momento se encontraban indefensas y protegidos por el derecho internacional humanitario.

Retomando los hechos de violencia del 2 de enero en Arauca, es necesario mencionar que siendo aproximadamente las 10:00 a.m. En el municipio de Cubará fue atacado con arma de fuego Jhon Ober Garcia, quien fuera trasladado al hospital donde posteriormente fue declarado su deceso.

PUEDE LEER

Arauca se desangra por la guerra que desató el ELN y las FARC

La población del municipio de Fortul tampoco se escapó a los ataques. El mismo 2 de enero en el sector conocido como La Esmeralda fue asesinada una pareja. Aún no se conoce su identidad.

La violencia en Arauca no para ahí, se siguieron presentando una serie de homicidios selectivos que continúan hasta el día de hoy con un total hermetismo y silencio de las instituciones locales y nacionales.

¿Por qué el Gobierno Colombiano no ha reconocido las 2 masacres y los graves hechos?

La información recolectada y algunos testimonios dan cuenta que las víctimas fueron sacadas por la fuerza de sus viviendas por grupos de hombres fuertemente armados y luego fueron asesinadas.

Defensores de derechos humanos y la misma Iglesia Católica se pronunciaron, exigieron el respeto por los derechos humanos y que los grupos en contienda dejen por fuera de sus hostilidades a la población civil.

La Fundación de Derechos Humanos Joel Sierra, constantemente ha realizado comunicados públicos sobre la difícil situación que continúa en el departamento en el marco de la agudización del conflicto.

Asimismo, tanto los personeros como los diferentes concejos municipales, se han referido a la difícil situación de seguridad que se vive en Arauca y han rechazado los hechos de violencia.

El 11 de enero de 2022, se realizó el Subcomité de Prevención, Protección y Garantías de no Repetición Departamental, en el cual se evaluó la situación de cada municipio y se analizó el contexto de la frontera.

Por su parte el Comando de la Fuerza de Tarea Quirón, unidad militar orgánica de la Octava División del Ejército Nacional, informa en un comunicado demasiado ambiguo que se realizaran algunas acciones en la zona.

Es importante resaltar que la Defensoría del Pueblo, el 11 de julio del 2019, emitió la alerta 029, en la que advirtió que en los municipios de Arauquita, Fortul, Saravena y Tame, cohabitan grupos armados de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC), el ELN, el Frente 10 “Martín Villa” de las Disidentes de las FARC y el Bloque Oriental de las AUC.

TAMBIÉN PUEDE LEER

Arauca: entre las balas y el miedo

“El ELN y las Facciones Armadas Disidentes de las extintas FARC, desde el segundo trimestre de 2018 han iniciado una intensa escalada de violencia contra la Fuerza Pública, las autoridades regionales y locales y la población civil”. (Defensoría del Pueblo).

Ahí denuncian que cerca de 69.000 personas en riesgo entre las que se encuentran adolescentes, afrodescendientes, campesinos, comerciantes, personas defensoras de Derechos Humanos, líderes y lideresas sociales, indígenas, jóvenes, miembros o líderes de iglesias o confesiones religiosas, mujeres; niños y niñas, periodistas, personas en proceso de reincorporación, población migrante y víctimas del conflicto armado.

En la misma alerta 029 en el 2019, manifestaron la preocupación por el sometimiento de la comunidad a los combates, emboscadas, hostigamiento, reclutamiento, uso y utilización de niños, niñas y adolescentes, acciones terroristas, siembra de minas antipersonas, desplazamiento forzado, homicidios, masacres, secuestros, amenazas, regulaciones a la movilidad, restricciones a la movilidad, enfrentamientos con interposición de la población civil y la trata de personas.

A pesar de la realización de Comités de justicia Transicional, subcomité de prevención, protección y garantías de no repetición y consejos de seguridad, los anuncios del Ministerio de Defensa y de la visita en la que el Presidente Iván Duque los grupos armados siguen liderando el control en todo Arauca dejando a la población civil expuesta.  

Mientras tanto, Duque le sigue incumpliendo a la paz y al país, la violencia se ha apoderado de cada rincón de Colombia tal como lo dijimos en nuestro informe especial sobre violencia en Colombia como personaje del año.

Informe especial: La violencia fue el personaje del año 2021 en Colombia

APUNTE URBANO-RURAL

  1. Lo ocurrido en Arauca es de una gravedad absoluta, nadie lo puede negar. Estos hechos aquí relatados aumentarían drásticamente el número de masacres con las que inicia este 2022.


Desde Análisis Urbano y Corpades hacemos un llamado urgente a la comunidad internacional y al Gobierno de Estados Unidos para que se pronuncien contra este fracaso colombiano.

2. La situación en Arauca sigue reproduciendo las viejas prácticas de la violencia con el factor de que no hay un Gobierno que le importe las alertas de la Defensoría del Pueblo. Los homicidios selectivos están cobrando un alto costo en vidas humanas en la zona.
Juan Pappier Investigador sénior, División de las Américas, coincide con nuestra lectura.

Compartir:
Total
21
Shares