Cerca de 15 mil taxis dejaron de circular este miércoles 10 de julio en Medellín con motivo del Paro de Taxistas convocado por el gremio que los aglutina en la capital antioqueña.

Las calles de la ciudad lucieron en calma, con poco flujo vehicular. Peatones, pasajeros y usuarios del transporte público coincidieron en señalar que la ciudad estuvo en calma y que la Alcaldía de Medellín debería implementar el Día sin Taxis.

Desde la Secretaría de Movilidad se realizó un monitoreo constante. El secretario de Movilidad, Humberto Iglesias, destacó que aunque hubo algunos bloqueos que fueron rápidamente dispersados y algunos conductores cometieron actos reprochables, como atacar a sus propios colegas y dañarles los autos, en términos generales la jornada se desarrolló con normalidad en Medellín.

“Terminamos la jornada con normalidad en todas las vías de la ciudad garantizando el retorno de los ciudadanos a sus hogares. Seguiremos trabajando en pro de una movilidad segura y sostenible para todos”, indicó la Secretaría en mensaje publicado en su cuenta de Twitter.

“Cerca del 1 % de los taxistas de nuestra ciudad salieron a esta movilización y hay que decir que algunos de ellos lo que hicieron fue dejar al gremio mal parado, tuvieron mal comportamiento, bloquearon vías y lo peor de todo: atacaron a sus propios compañeros. Son cosas que no se pueden seguir presentando”, relató Humberto Iglesias.

Agregó que desde la Secretaría de Movilidad se seguirán generando más acciones que permitan que la ciudadanía tenga un mejor servicio de taxi. “Lo que tenemos es que seguir trabajando con el 99 % de taxistas adicionales, en cada vez mejorar ese servicio, en que las personas que participaron hoy tenían todo el derecho de participar y hubo muchas que participaron también de manera pacífica y con ellos tenemos que seguir trabajando y queremos trabajar cada vez mejorar el servicio”, ratificó el secretario Iglesias.

Y puntualizó: “Eso es lo que tenemos que propender y por supuesto esos vándalos que también se vieron el día de hoy tendrán que ser judicializados y por supuesto generar acciones para que no sigan representando al gremio taxista en nuestra ciudad”.