Periodista en la lista negra de Moscú denuncia infiltración rusa en Bulgaria

Imagen de Archivo del periodista Christo Grozev, investigador de la plataforma Bellingcat que desveló la supuesta implicación de la inteligencia rusa en el envenenamiento del opositor Alexéi Navalni. EFE/Luis Lidón
Compartir:

Sofía, 6 de enero de 2023.- El periodista de investigación búlgaro Christo Grozev, contra quién Rusia dictó recientemente una orden de búsqueda y captura, ha denunciado la infiltración de la inteligencia rusa en Bulgaria, país en el que no se siente seguro.

“Me siento amenazado si vuelvo a Bulgaria. Nuestras investigaciones muestran una importante infiltración de agentes rusos en el país. Si camino por mi Plovdiv natal (la segunda mayor ciudad de Bulgaria, a 120 kilómetros al este de Sofía) o junto al mar, hay peligro para mí. Estoy más relajado con mi familia en el país en el que estoy”, declaró de forma telemática Grozev ante el Parlamento búlgaro.

Grozev, el investigador principal para Rusia de la plataforma Bellingcat, ha revelado la supuesta implicación de los servicios secretos rusos en el envenenamiento en Reino Unido del ex espía ruso Sergei Skripal y del opositor ruso Alexei Navalni.

El periodista, de 53 años y residente desde hace años en Viena, donde vive protegido por los servicios de seguridad austríacos, también participó en las investigaciones que identificaron a dos oficiales rusos presuntamente vinculados con el derribo en 2014 del vuelo de Malaysia Airlines en el este de Ucrania, en el que murieron 298 personas.

Por sus investigaciones con fuentes abiertas ha recibido numerosos premios internacionales y es también conocido por manejar buenas fuentes entre los servicios secretos rusos.

Según Grozev, Bulgaria es un país clave para los servicios de espionaje rusos porque les resulta fácil encontrar cómplices.

“Es mucho más fácil encontrar cómplices y ayudantes debido al bajo nivel de vida en Bulgaria y esta actividad es muy barata para ellos. Es un lugar relativamente fácil para infiltrarse, según me han dicho personas de los servicios especiales rusos”, subrayó.

El periodista dice desconocer el motivo por el cuál se dictó la orden de búsqueda y captura contra él y considera que esa medida es una amenaza contra todos los que investigan asuntos relacionados con el Estado ruso.

“Todavía no tengo información sobre el motivo por el que me buscan, y la única explicación es la de la agencia estatal de noticias RIA Novosti, que señala la difusión de declaraciones falsas sobre el ejército ruso”, indicó.

“Si este es el caso, la cuestión de mi protección va más allá de mi interés personal, porque por primera vez una ley destinada a los ciudadanos rusos se aplica a los de otros países, en particular a los de la Unión Europea. Esto sería algo sin precedentes y una gran amenaza para todos los periodistas”, agregó.

Según Grozev, lo más probable es que haya sido incluido en la lista negra del Kremlin después de que una de sus investigaciones recientes identificase a los 33 militares rusos que programaban los misiles que están matando a personas en Ucrania y destruyendo la infraestructura ucraniana.

“Fueron sancionados (esos militares) por la UE hace dos semanas y días después apareció mi nombre en búsqueda y captura”, agregó.

EFE

Compartir:
Total
10
Shares